Ficta eloquentia

Retórica, política y poética medieval y renacentista. Silva de varia lección

Categoría: recursos Página 3 de 5

Biblioteca de Autores Españoles — Escritores del siglo XVI

No he podi­do resi­s­tirme a pon­er esto a vues­tra dis­posi­ción. Aunque Google Books no se está car­ac­ter­i­zan­do por hac­er sim­ples las búsquedas, aquí tenéis los dos tomos de la Bib­liote­ca de Autores Españoles ded­i­ca­dos a Escritores del siglo XVI, por supuesto, todo el tex­to ha sido con­ver­tido medi­ante OCR, así que podéis hac­er las búsquedas que os plaz­ca.

Nota para avis­pa­dos: la Wikipedia está pidi­en­do a gri­tos una entra­da sobre esta colec­ción, cita­da a vue­lapluma en la biografía de Rivadeneyra.

Biblioteca de Autores Españoles — Obras escogidas de filósofos

Aprove­cho para dejaros aquí el enlace a otra recopi­lación de tex­tos que debe­mos al tra­ba­jo edi­to­r­i­al de Manuel Rivadeneyra, nue­stro Migne cas­ti­zo. Encon­trar estos tex­tos por Inter­net me ha hecho recor­dar mis tiem­pos de estu­di­ante en Barcelona, cuan­do algunos de los estu­di­antes de por aquel entonces —no quiero aver­gon­zar­los rev­e­lando aquí su edad— íbamos al Mer­cat de Sant Antoni —no olvidéis poneros gafas pro­tec­toras para evi­tar las aber­ra­ciones tipográ­fi­cas de su web ofi­cial— los domin­gos a perder­nos por los sopor­tales en bus­ca de gan­gas y de libros antigu­os.

NewImage

Me he para­do a pen­sar que aque­l­lo que hacíamos por necesi­dad y curiosi­dad va a desa­pare­cer en pocos años —si no lo ha hecho ya— a causa de Inter­net. Que no se me entien­da mal, es ven­ta­joso que los estu­di­antes puedan acced­er a estos tex­tos de man­era inmedi­a­ta y gra­tui­ta; la cuestión es cómo, sin perder el tiem­po nece­sario entre puestos de libros de viejo, estantes per­di­dos de la bib­liote­ca y cajones con fichas bib­li­ográ­fi­cas, sin usar el orde­nador, podrán encon­trarse estas y otras cosas, y ten­er la sen­sación de lle­varse uno a casa a Séneca, a Vives, a Gracián y a tan­tos otros en un tomo de más de 600 pági­nas en cuar­to y con letra bien apre­ta­da.

En fin, perdón por la digre­sión. Aquí podéis encon­trar las Obras Escogi­das de Filó­so­fos Españoles que incluye:

* Dis­cur­so pre­lim­i­nar de Adol­fo de Cas­tro.
* Séneca, selec­ción de Los siete libros de Séneca y El libro de oro.
* Raimun­do Lulio, Intro­duc­to­rio del arte magna, árbol de los ejem­p­los de la cien­cia y Filosofía moral.
* El Tosta­do, Cues­tiones de filosofía moral.
* Anto­nio de Gue­vara, selec­ción de obras varias.
* Bar­tolomé de las Casas, selec­ción de obras varias.
* Bar­tolomé de Albor­noz, De la limosna y De la esclav­i­tud.
* Juan Luis Vives, selec­ción: Intro­duc­ción a la sabiduría y Del socor­ro de los pobres.
* Pedro Simón Abril, Apun­tamien­to de cómo se deben refor­mar las doc­tri­nas, y la man­era de enseñal­las.
* Mel­chor Cano, Trata­do de la vic­to­ria de sí mis­mo.
* Doña Oli­va Sabu­co de Nantes: Colo­quio del conocimien­to de sí mis­mo y Colo­quio de las cosas que mejo­ran este mun­do.
* Fer­nán Pérez de Oli­va, Diál­o­go de la dig­nidad del hom­bre.
* Juan Huarte de San Juan, selec­ción de Exa­m­en de inge­nios.
* Joaquín Setan­ti, Cen­tel­las de var­ios con­cep­tos.
* Bal­tasar Gracián, El dis­cre­to, Orácu­lo man­u­al y arte de pru­den­cia y El Héroe.

Como siem­pre, los comen­tar­ios están a vues­tra dis­posi­ción para hac­er los apuntes o apre­cia­ciones que queráis.

Europeana en abierto y en Beta

Euro­peana aca­ba de abrir sus puer­tas, o sus puer­tas traseras, al gran públi­co. Al igual que Klaus Graf, de Archivalia, me había hecho ilu­siones de encon­trarme con un lugar que pusiera el fon­do común europeo a la altura de las mejores colec­ciones com­pre­hen­si­vas de libros y doc­u­men­tos de Inter­net. La cosa no ha sido así.

Antes de seguir, que los habrá impa­cientes, os dejo el enlace para que podáis haceros con una cuen­ta y acced­er al sitio, solo tenéis que pin­char aquí. [actu­al­i­zo a 17 de noviem­bre: parece que se han dado cuen­ta en el servi­dor del trá­fi­co que se esta­ba redi­rigien­do des­de esta puer­ta trasera. Aho­ra habrá que esper­ar al 20.]

Tras entrar y hac­er un par de búsquedas veréis que sale mucho más a cuen­ta entrar en fon­dos par­tic­u­lares, como Gal­li­ca, por ejem­p­lo, o muchos de los que reseñé hace un par de sem­anas aquí. Es cier­to que Euro­peana ofrece una especie de motor social para estable­cer comu­nidades y gru­pos de interés, pero la ver­dad es que es tan pobre y está tan mal dis­eña­do, que direc­ta­mente lo que hace es echar para atrás. Por lo que toca al index­a­do de la infor­ma­ción, la cat­e­go­rización y demás, era de esper­ar un tra­ba­jo mucho más serio, ni siquiera fun­ciona cor­rec­ta­mente el eti­que­ta­do de los tex­tos. Sobre las imá­genes y los doc­u­men­tos, otra cosa que men­ciona Graf, la ver­dad es que son ridícu­las, minús­cu­las y mal ren­der­izadas. La edi­ción de las bib­lias de Guten­berg de Oxford se ven infini­ta­mente mejor —o, direc­ta­mente, se ven— en su lugar orig­i­nal que en este sitio. Y así un amplio etcétera.

En fin, esper­aré al lan­za­mien­to ofi­cial el día 20 a ver qué pasa. Aunque ya avisan que has­ta el año que viene el sitio no será ple­na­mente fun­cional. De momen­to podéis acced­er des­de el enlace que os he puesto. En prim­i­cia.

Espero vues­tras opin­iones y comen­tar­ios.

LaTeX para humanos

Todos aque­l­los que se hayan vis­to en la situación de ten­er que escribir un tra­ba­jo exten­so de inves­ti­gación se han tenido que enfrentar al prob­le­ma de qué proce­sador de tex­tos sería el más con­ve­niente para realizar su tra­ba­jo de la for­ma más cómo­da y ágil. Nor­mal­mente esta duda tiende a des­per­tar tras un año de redac­ción de la tesis, con un abul­ta­do número de pági­nas con­for­ma­do por un bat­i­bur­ril­lo de revi­siones, notas, bor­radores desecha­dos y demás. Y la gran duda tiende a darse en aque­l­los que deci­dieron seguir por el camino de sus estu­dios pre­vios, es decir, uti­lizar word sin plantearse si había otras opciones más ade­cuadas para sus necesi­dades o, peor, porque sus direc­tores sólo podían uti­lizar word para cor­re­gir sus tex­tos.

En este sen­ti­do, yo siem­pre he sido par­tidario de enviar un pdf, que se cor­ri­ja sobre el papel y se devuel­va, lo que ahor­ra muchos prob­le­mas de com­pat­i­bil­i­dades y, sobre todo, de mez­cla de archivos y ver­siones. Mien­tras que en el ámbito de cien­cias a nadie en su sano juicio se le ocur­riría uti­lizar Word, y se pasa direc­ta­mente al uso de LaTeX, en el dominio de las humanidades hay mucha ret­i­cen­cia a uti­lizar­lo. ¿Por qué? Bueno, porque para ser sin­ceros, al prin­ci­pio es com­pli­ca­do, eno­joso, y porque un tex­to tru­fa­do de notas a pie de pági­na y de for­ma­teos var­ios, puede hac­erse direc­ta­mente ileg­i­ble para escribir y enmen­dar con un cier­to gra­do de soltura.

LaTeXlogo.png

Como todo en la vida, habit­u­arse es lo más com­pli­ca­do. Los ben­efi­cios son muchos, sobre todo por lo que toca a la pub­li­cación pos­te­ri­or del tex­to y a su facil­i­dad para ser uti­liza­do en cualquier sis­tema oper­a­ti­vo sin ries­go de incom­pat­i­bil­i­dad.

Os cuen­to todo esto porque acabo de encon­trarme con un blog escrito por un estu­di­ante de doc­tor­a­do de Cam­bridge que se ocu­pa de enseñarnos todos los mis­te­rios de LaTeX pre­cisa­mente a nosotros, los inves­ti­gadores de humanidades. Su redac­tor tra­ba­ja en el primer sufis­mo bag­dadí, aunque aho­ra se ha dirigi­do al mun­do cien­tí­fi­co de Al-Andalus. Debido a esto, vais a encon­trar muchos ejem­p­los que no os servirán abso­lu­ta­mente para nada a menos que tra­ba­jéis con tex­tos hebre­os o arábi­gos; sin embar­go, las entradas que ha escrito aho­ra a mí me han sido muy útiles y tiene pin­ta de ir a con­ver­tirse en lugar de ref­er­en­cia para estas lides.

Aprovechad y dadle una opor­tu­nidad a su autor y a LaTeX. Yo lle­vo peleán­dome con el segun­do des­de tiem­po inmemo­r­i­al, y de vez en cuan­do dis­fru­to sim­ple­mente de las vir­guerías tipográ­fi­cas y com­pos­i­ti­vas que per­mite, aunque solo sea como entreten­imien­to.

Podéis con­sul­tar­lo aquí.

Búsquedas semánticas en Internet: Lumifi

Acabo de encon­trar una apli­cación para realizar búsquedas online con unas car­ac­terís­ti­cas que creía lim­i­tadas a apli­ca­ciones de escrito­rio como coper­nic para win­dows o devon­a­gent —del que ya hablé aquí y sobre el que volveré más ade­lante— para macosx. Lumi­fi es una apli­cación web dis­eña­da para la lec­tura, la inves­ti­gación y la colab­o­ración en red. Las ven­ta­jas sobre cualquier otra her­ramien­ta prece­dente con­sis­ten en la división en espa­cios dis­tin­tos dis­eña­dos para la búsque­da y para la orga­ni­zación de mate­ri­ales encon­tra­dos en el pro­ce­so. Lumi­fi per­mite la creación de dis­tin­tos note­books donde ir alma­ce­nan­do todo lo que nos vamos encon­tran­do y que nos intere­sa, y a la vez, per­mite la creación de un mar­co de relación social con los usuar­ios de la platafor­ma. En pal­abras de sus creadores:

By pro­vid­ing a means to dig deep­er into archives data­bas­es and oth­er con­tent lumi­fi emer­gence cos­tumers can lever­age their invest­ment in con­tent build a rela­tion­ship with oth­er researchers and cap­ture user ana­lyt­ics that can form the basis for future busi­ness or strate­gic deci­sions. «Lumi­fi emer­gence’s intu­itive user inter­face and rich col­lab­o­ra­tive fea­ture set will pro­vide for a more effi­cient and enjoy­able research process,» says miller, «and our goal at lumi­fi is to cre­ate a world where research is eas­i­ly extract­ed from infor­ma­tion and knowl­edge is shared.»

El tablero prin­ci­pal des­de el que tra­ba­jamos ofrece el sigu­iente aspec­to y dis­tribu­ción:

tablero (pin­cha sobre la ima­gen para ampli­ar)

Por lo que se refiere a las búsquedas, yo he esta­do juguete­an­do con el un rato y, sin­ce­ra­mente, fun­ciona bien en su selec­ción de la rel­e­van­cia, pero los resul­ta­dos que ofrece para con­cep­tos muy gen­erales es escasa, pero hay una con­tra­parti­da: si ped­i­mos a lumi­fi que se con­cen­tre en expandir la búsque­da den­tro de la lista de resul­ta­dos, ver­e­mos la mul­ti­pli­cación de enlaces rel­e­vantes con la posi­bil­i­dad de expor­tar resúmenes y eti­que­tas y aplicar toda clase de fil­tros. Todo de una man­era muy limpia y estéti­ca, como podéis ver en esta pan­talla:


pan­talla de análi­sis (pin­cha sobre la ima­gen para ampli­ar)

Según se comien­za a usar de man­era inten­si­va y a orga­ni­zar las notas, uno se da cuen­ta del poten­cial de la apli­cación y de las posi­bil­i­dades que tiene para realizar análi­sis com­ple­jos den­tro de la red. Es evi­dente que en mi caso no va a susti­tuir a devon­a­gent mien­tras no per­mi­ta la apli­cación de fór­mu­las lóg­i­cas para búsquedas cruzadas y com­ple­jas en diver­sos idiomas, pero por el camino de desar­rol­lo que está lle­van­do la apli­cación, parece que va a ser una her­ramien­ta digna de con­sid­er­arse en un futuro próx­i­mo, más si ten­emos en cuen­ta que es gra­tui­ta y que ofrece wid­gets para Win­dows y MacOSX, así como para sitios sociales como face­book, MySpace y Bebo.

———–

Tam­bién podéis ver otras ref­er­en­cias a Lumi­fi en:

* Los anun­cios de lan­za­mien­to del 2 de sep­tiem­bre de 2008 en The Earth Times, Mar­ket­watch y Forbes.
* El pro­pio blog de los desar­rol­ladores: Lumi­fi­ca­tion.
* La reseña que Mash­able le dedicó en enero de este año o la de Jon Raasch hace unos meses, que son un buen pun­to de arranque para ver la impre­sio­n­ante can­ti­dad de mejo­ras que los desar­rol­ladores han ido real­izan­do.
* Acad­emhack.

Estoy muy intere­sa­do en saber vues­tras opin­iones si le dais una opor­tu­nidad y las probáis. Así que servi­ros de los comen­tar­ios para recomen­dar otras apli­ca­ciones sim­i­lares que conozcáis y para señalar util­i­dades que, como es inevitable en una reseña tan breve, se me hayan podi­do escapar.

La Peste

La peste fue, a lo largo del renacimien­to, uno de los fenó­menos más ter­ri­bles que aso­laron tier­ras euro­peas. algunos recor­darán el sép­ti­mo sel­lo de bergman, donde la deses­peración por la peste aparece lig­a­da de man­era magis­tral al auge de un pen­samien­to reli­gioso rad­i­cal­iza­do: europa nece­sita­ba red­imir sus peca­dos. Entre 1347 y 1350, cer­ca de 20 mil­lones de per­sonas murieron por causa de la epi­demia, que sig­los después se cono­cería como la peste negra debido a que las ampol­las de ese col­or que cubrían el cuer­po de los afec­ta­dos. Europa perdió un ter­cio de su población. Aquí las difer­en­cias entre clases fueron tam­bién impor­tantes, se esti­ma que murió un 25% de la nobleza y un 40% del campesina­do: los campesinos y agricul­tores no tenían la posi­bil­i­dad de ais­larse en vil­las y pala­cios. Petrar­ca perdió a Lau­ra con la Peste, y Boc­cac­cio creó el mar­co del Decamerón en torno a ella.

Todo esto viene a que la Uni­ver­si­dad de Har­vard aca­ba de pon­er en línea una impre­sio­n­ante colec­ción de tex­tos rela­ciona­dos con la peste y con las epi­demias en la his­to­ria de Europa: Con­ta­gion. His­tor­i­cal Views of Dis­eases and Epi­demics. De toda la colec­ción, quiero destacar dos aparta­dos: “Pesti­lence” and the Print­ed Books of the Late 15th Cen­tu­ry y Siphilis, 1494–1923. El segun­do incluye obras de Giro­lamo Fra­cas­toro, Joseph Grün­peck y Ulrich Von Hut­ten, aña­di­en­do muchos más tex­tos de interés para his­to­ri­adores de otras épocas. El primero está com­puesto por una impre­sio­n­ante y muy útil colec­ción de incun­ables, des­de Fici­no a Cobeil, des­de Joannes Jaco­bi a Nic­colò Faluc­ci.


Grünpeck, Joseph. Ein hubscher Tractat von dem Ursprung des bosen Franzos, das man nennet die wilden Wartzen :auch ein Regime[n]t und ware Ertzenney mit Salben und Gedranck, wie man sich regiren soll in diser Zeyt. [Nuremberg : Kaspar Hochfeder, 1496 or 1497].

Grün­peck, Joseph. Trac­ta­tus de Pesti­len­tiali Scor­ra sive Mala de Fran­zos (1496–1497) — click para ampli­ar

Los archivos dig­i­tal­iza­dos tienen una cal­i­dad excep­cional. Pueden con­sul­tarse en for­ma­to de ima­gen, pero existe tam­bién la opción de que se con­vier­tan a for­ma­to pdf, tan­to de man­era par­cial como com­ple­ta.

Si te ha gus­ta­do la entra­da, te gus­taría fusti­gar al autor, o cono­ces algu­nas fuentes de infor­ma­ción rela­cionadas con esta, sírvete de los comen­tar­ios.

Página 3 de 5

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén