En mi interés con­tin­uo por cues­tiones rela­cionadas con la tipografía y el dis­eño, me he encon­tra­do con The league of Move­able Type (La liga del tipo móvil). El proyec­to corre a car­go de dos dis­eñadores, Mic­ah Rich y Car­o­line Hadi­lak­sono y es una exten­sión de A Good Com­pa­ny.

La idea es la creación de un repos­i­to­rio de fuentes en códi­go abier­to; pero con una par­tic­u­lar­i­dad: este repos­i­to­rio está pen­sa­do como una platafor­ma de tra­ba­jo para dis­eñadores y la idea de que las fuentes sean abier­tas está ínti­ma­mente lig­a­da a la futu­ra implantación de CSS3 en la red y la rev­olu­ción que va a supon­er.


The League of Moveable Type.png

Has­ta hace no mucho tiem­po el dis­eño de una pági­na y su estruc­tura iban direc­ta­mente lig­a­dos. Uno de los pro­ce­sos más intere­santes para los dis­eñadores fue la imple­mentación del lengua­je CSS, que per­mitía sep­a­rar de una man­era clara los con­tenidos de la pre­sentación y, por tan­to, hac­er mucho más flex­i­ble la mejo­ra grá­fi­ca sobre mate­ri­ales dados. Tam­bién has­ta aho­ra, cualquiera que tuviera en mente dis­eñar una pági­na web tenía que hac­er­lo lim­i­ta­do por las fuentes seguras. Era la úni­ca man­era de que cualquier dis­eñador pudiera saber si la visu­al­ización de las pági­nas era la cor­rec­ta en todos los orde­nadores y los nave­g­adores. Esto no qui­ta que no se puedan hac­er vir­guerías usan­do, dig­amos, Geor­gia. Con CSS3 el mun­do de la tipografía y del dis­eño en la red cam­biará sus­tan­cial­mente, ofre­cien­do autén­ti­cas mar­avil­las que super­arán al papel impre­so.

The League of Move­able Type nace con la inten­ción de ofre­cer un repos­i­to­rio de fuentes libres que per­mi­tan mejo­rar la tipografía en Inter­net. De momen­to solo tienen un híbri­do entre serif y sans-serif lla­ma­do junc­tion, pero esper­e­mos que el catál­o­go se amplíe poco a poco. Todas las fuentes que se irán alo­jan­do en el sitio estarán bajo esta licen­cia de Cre­ative Com­mons.

Si os intere­sa saber de qué va su proyec­to, os recomien­do leer su man­i­fiesto; tam­bién podéis echarle un vis­ta­zo a lo que supon­drá la implantación de CSS3 en A list apart y algunos ejem­p­los en The Zen Gar­den.